EspañolChinese

RELACIONES SOCIEDAD-SOCIO

Dividendo. Si su empresa tiene beneficios y reparte dividendos, sepa que podrá disfrutar de un interesante incentivo fiscal: los primeros 1.500 euros que reciba no tributarán en su IRPF, ya que existe un mínimo exento por este importe.

 

 

 Ejemplo. Usted y su cónyuge participan al 50% en su SL. Apunte. Si durante el año no han recibido ningún dividendo de ninguna otra empresa (la exención de los 1.500 euros se refiere al conjunto de dividendos obtenidos durante el año, no empresa por empresa) y su SL tiene beneficios suficientes, pueden acordar un pago de dividendos de 3.000 euros (1.500 euros para cada uno), y dicho ingreso no tendrá ningún coste fiscal en su IRPF. O incluso pueden acordar el reparto de una cantidad superior, sabiendo que los primeros 1.500 euros que reciba cada uno de ustedes no tributarán.

 

Retención. La empresa deberá hacer una retención del 19% sobre la cantidad que les abone. Apunte. No obstante, al ser aplicable la exención indicada, esta retención la recuperarán íntegramente al hacer su declaración del IRPF, por lo que finalmente los 3.000 euros habrán llegado a su bolsillo sin ningún coste fiscal.

 

Cuando se obtienen dividendos, los primeros 1.500 euros no tributan en el IRPF. Aproveche esta exención para retirar fondos de su empresa sin coste fiscal.

NUESTROS HONORARIOS
SIEMPRE SERÁN ADAPTABLES
A LA SITUACIÓN DE CADA EMPRESA

PRECIOS ESPECIALES
PARA
SOCIEDADES
Y PERSONAS FíSICAS

CONSTITUCIÓN
DE SOCIEDADES
GRATUITA
PARA
NUESTROS CLIENTES

MIEMBRO DE LA
UNIÓN PROFESIONAL DE
ASESORES DE EMPRESA